Resucitan los cruceros nudistas

Los amantes del naturismo no pierden el tiempo: para febrero del 2022 el crucero Carnival Pride organiza un viaje por el Caribe con todos sus pasajeros desnudos

De a poco las operadoras de viajes en crucero van reorganizando su calendario de viajes, confiando en que el coronavirus retrocederá y se podrán disfrutar de las salidas por mares y ríos como antes.

Entre ellos se encuentran las compañías dedicadas al turismo naturista, o sea, los que les gusta navegar, pasear, ir de compras o visitar sitios arqueológicos sin ropa. Desnudos.

El gran crucero nudista

Este es el caso de la compañía Bare Necessities, especializada en organizar cruceros para este público por Europa y el Caribe, que presenta su próximo viaje: el Big Nude Boat (gran crucero nudista).

El crucero nudista navegará dos semanas por el Caribe. Foto Bare Necessities

El crucero se realizará en el Carnival Pride, una embarcación de 88.500 toneladas que tiene una capacidad de 2.124 pasajeros.

El Gran Crucero Nudista se realizará en el Carnival Pride en febrero del año que viene, que navegará por el Caribe durante dos semanas

Este es uno de los barcos de la categoría Spirit Class de Carnival Cruises, que incluye a las naves gemelas Miracle y Legend.

La embarcación fue botada en 2001, y se diseñó para poder atravesar el Canal de Panamá sin problemas (lo que no pueden hacer sus hermanos mayores de Carnival).

En el 2019 sus camarotes, salones y áreas de esparcimiento fueron renovadas a fondo, con una estética bautizada como Iconos de la belleza.

El Carnival Pride puede llevar a más de 2.100 pasajeros. Foto Bare Necessities

Nudismo hasta en la decoración

Este concepto decorativo encaja de maravillas con el crucero nudista. Según precisa la compañía Bare Necessities, el barco cuenta con abundantes reproducciones de obras de arte, como el David de 3,6 metros que recibe en uno de los restaurantes, y otras estatuas y pinturas donde lo que prima es la desnudez.

El salón principal se presenta en un estilo art-decó, y el crucero cuenta con las atracciones habituales, como cine al aire libre, toboganes acuáticos, dos piscinas, cuatro jacuzzis, piano bar, biblioteca, gimnasio con sauna, discoteca, casino y una media docena de restaurantes y locales gastronómicos.

A bordo se prometen fiestas temáticas como la de San Valentín, la Noche de neón, la de ‘Desnudos en la jungla’, el Mardi Gras, Noche Latina y un espectáculo de talentos musicales.

Cómo será el viaje

El barco zarpará el 13 de febrero desde Tampa (Florida), y tocará los puertos de Colón (Panamá), Cartagena (Colombia), Curaçao, Bonaire, San Juan (Puerto Rico), Amber Cove (Dominicana), Nassau (Bahamas), hasta regresar a EEUU el 27 de febrero.

A bordo hay códigos de conducta e higiene que hay que respetar a rajatabla. Y por supuesto, el crucero es prohibido para menores de 18 años.

El viaje tendrá seis días completos de navegación en el mar, donde las únicas prendas permitidas serán el calzado y algún sombrero para frenar los rayos de sol.

Recomendaciones a bordo

Pero hay algunos tips que quizás se escapen a los que se inician en este tipo de cruceros.

Por ejemplo, cada vez que el crucero toca un puerto todo el mundo tiene que estar vestido (a menos que uno se quede en su camarote, claro).

También es obligatorio, por razones higiénicas, estar vestido (aunque sea con bañador) en el salón comedor, y cada vez que uno se quiera sentar en espacios comunes tiene que usar una toalla.

No se permite lencería fetichista ni exhibición de abundantes joyas o piercings en genitales, y hay espacios del crucero donde las fotografías están prohibidas. Y por supuesto, cualquiera que tenga una conducta inapropiada será expulsado del barco.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Please reload

Espere...